“Bala loca” mata a rostro de campaña de Cuaresma en población La Legua.

El vecino de la comuna desarrolló una importante labor en la campaña Cuaresma de Fraternidad y como miembro activo de la Parroquia San Cayetano de La Legua.

0
1256
Foto: Caritas Chile

SANTIAGO.- “En nuestra población estamos cansados de estos disparos. Una bala loca no existe; es la persona que dispara la que es loca, insensata, sin saber quién va a recibir la bala. Una vez más, en la historia de La Legua, falleció alguien inocente”, se lamentaba ayer el párroco Gerardo Ouisse, de la iglesia San Cayetano, en La Legua.

A las diez de esta mañana, el sacerdote de origen francés oficiará la oración fúnebre de Luis Ceballos González, que falleció víctima del disparo de un desconocido. De 83 años, Ceballos no solo era un antiguo feligrés de la San Cayetano, donde se casó con Fresia Calderón hace 63 años.Desde 2016 también era uno de los rostros de la campaña de Cuaresma de Fraternidad.

“Una bala loca no existe; es la persona que dispara la que es loca, insensata, sin saber quién va a recibir la bala. Una vez más, en la historia de La Legua, falleció alguien inocente”, se lamentaba ayer el párroco Gerardo Ouisse, de la iglesia San Cayetano, en La Legua” Gerardo Ouisse, Párroco de La Legua De hecho, en el frontis de la parroquia donde ayer era velado, su viuda y sus parientes estaban sentados bajo un afiche de la campaña donde la pareja aparece retratada junto a otras personas de la tercera edad. Desde Caritas Chile, el secretario ejecutivo, José Tomás Silva, explicó que habían elegido feligreses de La Legua “porque esa población es muy estigmatizada, vive situaciones de violencia, de narcotráfico. Por eso dijimos qué mejor que comunicar allí una luz de esperanza”.

Fuente: EMOL

Caritas Chile

Como equipo de Cuaresma de Fraternidad lamentamos profundamente el fallecimiento de Luis Ceballos González, uno de los rostros de la Campaña Cuaresma de Fraternidad desde el 2016, quién fue víctima de un impacto de bala en la puerta de su domicilio en La Legua.

“Que hoy sea un día para tenerlo en nuestro corazón a él, a su familia y a las víctimas de la pobreza y la violencia”, expresó Mons. Pedro Ossandón, Presidente del Consejo de Cuaresma de Fraternidad.

Don Luis, había estado internado con riesgo vital en el Hospital Barros Luco, luego de recibir el impacto de las llamadas “balas locas”, cuando se encontraba en la puerta de su domicilio. Él junto a su esposa, “Chechita”, fueron participantes activos de la campaña de Cuaresma de Fraternidad que desde el 2016 a 2018, bajo el lema “Tu aporte y mi experiencia, valen”, tiene como foco a los adultos mayores del país.

La misa será en la Parroquia San Cayetano de La Legua.

Fuente: Comunicaciones Cuaresma de Fraternidad