Cuidado con la aplicación para envejecer

Lo cierto es que la política de privacidad de la aplicación deja muchísimo que desear. A saber, dicha política no ha sido actualizada desde el 20 de enero del 2017, y es de por sí bastante ambigua en sus definiciones.

3102

Si pensabas que sólo Snapchat podía revivir gracias a los filtros de rostro, te equivocaste. FaceApp, la app rusa que se hiciera viral el año 2017, volvió a la carga con un reto viral y todos usando el filtro para envejecer otra vez.

En lo que claramente no pensaste, porque realmente nadie lo piensa, es en el uso de tus datos. Como ya ocurrió con Meitu en el pasado, desde hace dos años que se viene cuestionando la manera en que FaceApp usa y comparte tus datos con terceros.

Lo cierto es que la política de privacidad de la aplicación deja muchísimo que desear. A saber, dicha política no ha sido actualizada desde el 20 de enero del 2017, y es de por sí bastante ambigua en sus definiciones.

Qué datos recolecta Faceapp

Según datos recolectados por el sitio Hipertextual, la aplicación envía a sus servidores tanto fotos como videos generados por el usuario. Además recolecta información de tu comportamiento, como las cookies o la ID de tu dispositivo, de manera de entregarte contenido personalizado y publicidad.

Por supuesto, hay un tipo de información que está en un área gris, porque técnicamente FaceApp no la está usando para nada más: la información biométrica de tu rostro, la que en otras circunstancias puede ser usada para identificarte.