Gobierno de Chile anuncia prórroga de 15 días de la militarización en el sur

El Gobierno de Chile anunció este lunes que extenderá el estado de excepción constitucional de emergencia en el sur del país por otros 15 días

40
Foto: Radio Kurruf

Santiago, 30 may (Sputnik).- El Gobierno de Chile anunció este lunes que extenderá el estado de excepción constitucional de emergencia en el sur del país por otros 15 días, impuesto hace dos semanas para controlar los hechos de violencia en la zona de La Araucanía.

“El presidente de la República, Gabriel Boric, ha dispuesto prorrogar el estado de excepción constitucional en los mismos términos que fue emanado en la primera oportunidad”, informó en conferencia de prensa la ministra del Interior, Izkia Siches.

La decisión, explicó la ministra, se tomó luego de un encuentro que el mandatario sostuvo en La Moneda con sus ministros y con los presidentes de los partidos de su coalición política.

Siches aseguró que esta es una medida complementaria, que se suma a los esfuerzos de diálogo que el Ejecutivo se mantiene aplicando con las comunidades en la zona.

De esta manera, la militarización, cuyo primer plazo concluía esta semana, se extenderá hasta el martes 14 de junio.

Una vez concluidos los 30 días en total del estado de excepción, si el Ejecutivo decide continuar con la medida deberá someterla a votación en el Congreso para poder implementarla.

Desde hace décadas se vienen registrando en el sur de Chile, específicamente en las regiones de La Araucanía y el Biobío, ataques incendiarios y armados contra empresas forestales, empresas de áridos e iglesias.

Estos hechos de violencia han sido vinculados por algunos sectores políticos a la histórica demanda territorial del pueblo indígena mapuche, pero esas denuncias no han sido ratificadas por la justicia.

A pesar de que durante su candidatura Boric había asegurado que no recurriría a la militarización para solucionar el conflicto finalmente optó por aplicar la medida, lo que generó algunos roces con parte de su coalición.

El despliegue militar implementado por el Gobierno se enfoca principalmente en el resguardo de las rutas y los caminos rurales, evitando que los uniformados interfieran en el funcionamiento normal de las urbes. (Sputnik)