A 60 años de la Crisis de los Misiles, el mundo está bajo la amenaza nuclear

La Crisis de los Misiles o Crisis de Octubre de 1962, ocurrió en un escenario similar al que enfrenta Rusia en el conflicto con Ucrania, 60 años después

306
By USN - Dictionary of American Naval Aviation Squadrons Volume 2: The History of VP, VPB, VP(H) and VP(AM) Squadrons <a rel="nofollow" class="external autonumber" href="http://www.history.navy.mil/avh-vol2/chap3-4.pdf">[4]</a>, Public Domain, Link

La Habana, 15 oct (Sputnik).- La Crisis de los Misiles o Crisis de Octubre de 1962, ocurrió en un escenario similar al que enfrenta Rusia en el conflicto con Ucrania, 60 años después, y el mundo vuelve a estar bajo la amenaza nuclear, aseguró a la Agencia Sputnik el periodista y exdiplomático cubano Roberto García Hernández.

“Rusia estuvo solicitando durante años a la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte) y en especial a su líder principal, EEUU, garantías de seguridad de que se detendría el avance del crecimiento de la organización hacia el este, en dirección a las fronteras de Rusia, y de esa forma el acercamiento de los principales medios de destrucción de la alianza atlántica hacia los objetivos principales en territorio ruso, entre ellos la propia capital, Moscú“, subrayó el experto en asuntos internacionales.

En opinión de García Hernández, la negativa de la Casa Blanca a otorgar dichas garantías y el silencio ante las solicitudes del Gobierno y las fuerzas armadas rusas, provocaron una reacción en cadena por parte del Kremlin, que incluyó como medida principal la llamada “Operación Militar Especial” en Ucrania, iniciada en febrero de 2022, al tiempo que los pueblos aliados de Moscú en el Donbás incrementaron sus presiones por adherirse a Rusia, en particular con la autoproclamación de las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk.

AMENAZA NUCLEAR

Agregó que ante el peligro de emplazamiento y puesta en completa disposición combativa de elementos de la llamada “Tríada nuclear” de EEUU (aire, mar y tierra), el desplazamiento de unidades coheteriles hacia Europa, y las medidas defensivas de Rusia ante esta situación, han creado un complejo escenario que en los últimos días se ha complicado tras el atentado terrorista contra el puente de Crimea, acción que según Moscú fue organizada y dirigida por la inteligencia militar ucraniana, con la cooperación de agentes en territorio ruso y de otros países.

En medio de este agravamiento de la situación en torno a Ucrania -añadió el exdiplomático cubano-, de la continuidad de las provocaciones de Kiev, al estilo del sabotaje al puente de Crimea y de la continuidad de las acciones expansionistas de la OTAN hacia las fronteras rusas, el secretario general de la ONU, António Guterres, expertos y personalidades de reconocido prestigio continúan demandando a las partes involucradas a detener el deterioro de la situación, negociar una salida pacífica y evitar la posibilidad de que un error de cálculo o una decisión mal tomada termine en una conflagración de mayores proporciones, que pudiera incluir el empleo de las armas nucleares.

1962-2022 DEL CARIBE A EUROPA DEL ESTE

Estos argumentos llevan al analista cubano a comparar la situación creada ahora mismo entre Rusia y la OTAN, con lo sucedido hace 60 años en la llamada Crisis de Octubre o de los Misiles en 1962, con Cuba como escenario principal, pero con dos grandes contendientes: EEUU y la Unión Soviética, solo que esta vez -enfatizó- “el poderío nuclear de Washington y Moscú se ha multiplicado y las capacidades de destrucción son incalculablemente superiores”.

“En la Crisis de Octubre -subraya García Hernández-, el despliegue en Cuba de misiles nucleares fue el detonante del conflicto, una decisión soberana del Gobierno de La Habana ante las continuas acciones subversivas y de carácter militar de Washington contra la isla desde el triunfo revolucionario, con el fin de destruir el naciente proceso emancipador”.

Insistió que, en ese contexto, las llamadas “garantías de seguridad” tampoco existían para Cuba, que veía venir el zarpazo de EEUU con el fin de destruir no solo el proceso revolucionario de la isla, sino la soberanía y la existencia misma de la nación cubana.

A esto se unió el desbalance estratégico que, según expertos, existía entre Washington y Moscú, en particular tras el emplazamiento de los sistemas coheteriles Júpiter en Turquía por parte del Pentágono, capaces de golpear en plazos muy breves objetivos en territorio de la URSS, algo que sobrepasaba las posibilidades del mando soviético en ese momento, en cuanto a tiempo de reacción ante un eventual ataque enemigo, de acuerdo con estudiosos del tema.

LLAMADOS DE ALERTA

García Hernández citó al periodista estadounidense Michael Dobbs, autor del libro “Un minuto para la medianoche: Kennedy, Jruschov y Castro al borde de la guerra nuclear”, quien señala que durante seis décadas, la crisis de los misiles cubanos ha sido vista como la confrontación definitoria de la era moderna, el roce más cercano del mundo con la aniquilación nuclear, pero la guerra en Ucrania presenta peligros de al menos la misma magnitud, particularmente tras la adhesión -según el especialista- de territorios de Ucrania a Rusia.

También apuntó a lo expresado el pasado 6 de octubre por el presidente de EEUU, Joe Biden, quien señaló que por primera vez desde “la crisis cubana de los Misiles”, tenemos ahora una amenaza directa del uso de las armas nucleares, si seguimos por la ruta de lo que está sucediendo en el conflicto entre Rusia y Ucrania, y esto podría conducir a lo que llamó “un Armagedón”.

“Claro está el jefe de la Casa Blanca no expuso la causa principal del agravamiento de esta crisis en Europa, que es la agresiva expansión de la OTAN hacia las fronteras occidentales de Rusia, incluyendo medios de gran alcance y precisión, y por tanto la urgente necesidad de Moscú de adoptar las medidas defensivas correspondientes, al mismo nivel que plantea la amenaza, incluso nuclear, de los adversarios norteamericanos y europeos”, subrayó el experto isleño.

PELIGRO INMINENTE

Para García Hernández, la confrontación actual adquiere un carácter muy peligroso para la estabilidad y la paz mundial, y pone al planeta ante la posibilidad de una conflagración de carácter global con el eventual uso de las armas nucleares, en momentos en que cualquier decisión o error de cálculo puede dar inicio a tal enfrentamiento que conllevaría a la virtual desaparición de la vida en la Tierra, aunque algunos expertos niegan la posibilidad de una conflagración de tal magnitud en las condiciones actuales.

Como ha reconocido un artículo reciente del diario The New York Times -señaló-, la escalada de las acciones, de una parte y otra en el conflicto en Ucrania, hace cada vez más probable que cualquiera de los líderes políticos o de los jefes castrenses en el teatro de operaciones militares cometan errores fatales, incluso un pequeño malentendido o falta de comunicación tendría consecuencias catastróficas. (Sputnik)