Lanzan “Árboles por la Memoria” en ex Campo de Prisioneros 3 y 4 Álamos

En el ex Campo de Prisioneros 3 y 4 Álamos de San Joaquín, se realizó el lanzamiento del proyecto “Árboles por la Memoria”. donde recuerda a víctimas de la dictadura por medio de la plantación de árboles nativos en espacios públicos y privados

289
En el ex Campo de Prisioneros 3 y 4 Álamos de San Joaquín, se realizó el lanzamiento del proyecto “Árboles por la Memoria”.

La vicepresidenta de la República, Carolina Tohá, en conjunto con otros ministros y diversas organizaciones, presentó el proyecto “Árboles por la Memoria” en una ceremonia realizada este jueves

La iniciativa tiene como objetivo recordar a las víctimas de la dictadura mediante la plantación de 2.000 árboles nativos en distintas localidades de Chile. Esta conmemoración adquiere un significado especial al conmemorar los 50 años del golpe de Estado, simbolizando la importancia de mantener viva la memoria histórica.

El evento tuvo lugar en el sitio de memoria 3 y 4 Álamos, que previamente funcionaba como recinto de detención, ubicado en la comuna de San Joaquín. Durante el acto, la vicepresidenta destacó que este proyecto forma parte de una serie de acciones conjuntas entre el Estado, el Gobierno y la sociedad civil, para honrar y mantener presente el legado de quienes sufrieron bajo el régimen dictatorial.

En ese sentido, también se anunció que el Ministerio de Justicia iniciará un proceso gradual de entrega de dependencias del edificio a la Corporación 3 y 4 Álamos en las próximas semanas.

El presidente de la entidad, Lautaro Araneda, expresó su agradecimiento por esta iniciativa y señaló que, aunque la génesis de este proyecto está rodeada de tragedia, este día representa un motivo de reflexión y unión en torno a la memoria de aquellos compañeros y compañeras que ya no están físicamente, pero cuyo legado perdura entre quienes luchan por la verdad y la justicia.

“Árboles por la Memoria” se consolida como un emotivo recordatorio, con un sentido simbólico poderoso, que busca sensibilizar a la sociedad sobre la importancia de no olvidar el pasado y trabajar colectivamente por la construcción de un futuro más respetuoso de los derechos humanos.